Caspar Schols en La Casa Jardín

El estudiante de arquitectura Caspar Schols lleva a cabo un proyecto de arquitectura flexible que consigue llamar la atención del mundo de la arquitectura y el diseño internacional. Una edificación más allá del típico cobertizo de jardín convertido en un espacio multifuncional.

Paredes de madera y vidrio de gran flexibilidad consiguen que este proyecto del estudiante de arquitectura Caspar Schols consiga la atención del mundo de la arquitectura y el diseño internacional. Diseñada y construida por él mismo, esta edificación se define como un espacio dedicado a los pasatiempos de su madre, un lugar donde poder pasar su tiempo libre, ser utilizado para cenas con amigos, como espacio teatral con las pequeñas e improvisadas obras de teatro de sus nietos, para su hobbie la pintura y para meditación. Schols diseñó este pabellón sin entrenamiento formal de arquitectura tras la petición personal de su madre.

Perspectiva de La Casa Jardín

La edificación se encuentra localizada en las afueras de Eindhove, Paises Bajos, junto a un pequeño estanque en el jardín de la vivienda de los padres del diseñador. Realizada casi enteramente de madera de abeto, a primera vista parece un típico cobertizo, pero en realidad se trata de dos estructuras independientes, una interna y otra externa que se deslizan longitudinalmente mediante rodamientos consiguiendo una gran variedad de espacios diversos dependiendo de las necesidades del momento.

Modelo 3D en Sketchup de La Casa Jardín

Mientras que las paredes exteriores son de madera y techo de metal, la estructura interna ha sido realzada mediante una consecución de vigas de madera y paredes de vidrio.

El espacio dispone de una cama que se levanta sobre la base de plataforma elevada de la estructura, y una pequeña chimenea madera negra situada en su centro. De modo que durante el mal tiempo, las paredes se pueden cerrar y crear un refugio cálido y acogedor con terrazas al aire libre a cada lado.

Caspar Schols en el interior de La Casa Jardín

Pero cuando el clima lo permite, la cáscara externa está diseñada para deslizarse y abrirse para ofrecer más luz, dejando la cáscara interior de vidrio como protección de cualquier lluvia o viento. Pueden abrirse puertas en el lado este y oeste de la casa para crear una ventilación. En días cálidos y soleados, la cáscara de vidrio puede ser separada para crear un espacio al aire libre en el centro, donde la cama, chimenea y muebles están abiertos a los elementos.

La otra opción, la cual Schols describe como “modo cena o fiesta”, consiste en deslizar las dos estructuras de vidrio hacia el exterior creando un espacio cubierto en el centro, consiguiendo de esta manera un gran espacio interior con espacio para mesa para hasta 30 personas.

Exterior de La Casa Jardín

Fuente: arquitecturayempresa.es

2017 © Rendout - Architecture & Design
+1 (809) 519-4561 / rendoutrd@gmail.com
Renders y Modelos 3D para los profesionales de la arquitectura, ingeniería y construcción...
Rendering, Fotomontaje, Modelado 3D, Vídeos, Diseño Gráfico, Paginas Web.
Desarrollado por TRESPITOS - Digital Agency - Santo Domingo, República Dominicana.